miércoles, febrero 01, 2006

Ilusión

Uno de las principales responsabilidades del equipo directivo de una organización debe ser alinear a toda la organización con la estrategia.

Es decir, alinear las metas de la organización con las metas de las personas que la componen.

Personalmente siempre he tenido este principio muy presente y he intentado ser útil y profesional, manteniendo alineados mis objetivos personales con los de la empresa para la que trabajo.

Pero, ¿que ocurre si esta actitud no es correspondida?, ¿que ocurre cuando el equipo directivo no hace bien sus deberes?, ¿que ocurre cuando se considera que a los que componen la organización lo que hay que hacer es controlarlos para que trabajen?.

“¿Cómo?.¿Los objetivos personales de mis trabajadores?¿Su vida privada?. ¡Pues sólo faltaría!.¡Eso es problema suyo! ¡Lo que deberían es dar las gracias por darles trabajo!, y al que no le guste ya sabe donde está la puerta, que hay gente a patadas esperando para trabajar.... ¡y por mucho menos sueldo!.”

Pues lo que ocurre es que como no me va el rollo masoquista, me he cansado de sufrir. Al comenzar este año decidí dejar de intentar mantener mis metas alineadas a las de la empresa. Si pudiese me largaba de aquí, pero como para conseguir mis metas personales no es muy apropiada la huida, continuaré, pero abandono la “proactividad”, en espera de tiempos mejores. Eso sí: siendo feliz.

¡Crisis superada!. He recuperado la ilusión, sólo he tenido que recuperar el control sobre mis propias ilusiones.

¿Y la empresa?.... Ya no me importa, ¡eso es problema suyo!.

Cual es vuestra opinión: ¿Debería sentirme culpable?


technorati ,

29 Comentarios:

Sonybabe dijo ...

Yo creo que deberías sentirte orgulloso de haber recuperado la ilusion y haberte enfrentado a ello :D De verdad que me alegro mucho, te lo mereces ;)

Kiss!!

jemarba dijo ...

Al equipo directivo (con minúsculas, a propósito) que te refieres debes recomendarle la lectura del apunte 373 del Manual del Guerrero, ya que tu demuestras ser un sabio conquistador de tí mismo:

"Todas las victorias que el hombre logre en el mundo de los negocios no le proporcionan recompensas tan satisfactorias ni duraderas como las victorias sobre sí mismo. Los triunfos comerciales más espectaculares, muchas veces se esfuman, dejando atrás a un desilusionado y disconforme héroe victorioso; mas el sabio conquistador de sí mismo logra el premio de una paz verdadera..." (Paul Brunton)

Enhorabuena por tu paso adelante.

Andres dijo ...

Has dado completamente en el clavo. Sabes como pienso y estoy de acuerdo contigo al 100%.

El problema no es estar haciendo algo que no te gusta sino el no tener una luz al final del tunel.

Tu solución encaja perfectamente con mi modelo. Lo primero son los objetivos y los valores individuales, lo demás son herramientas para alcanzarlos.

Enhorabuena y gracias por confirmar mi teoría.

Julen dijo ...

Pues una vez dado el paso, sonríe, que todo es más agradable.
Sal a la calle, date un paseo sin prisa, coloca una sonrisa en los labios, mira a la gente en vez de al suelo o los escaparates, anda despacio, no hace falta que vayas a ningún lado en particular. Pues sí, fíjate, todo es más agradable. Bienvenido, Telémaco.

por.libre dijo ...

Yo no he debido entender bien el post, porque me suena un poco pesimista. A la empresa que le... zurzan, y no te sientas culpable, porque cada uno recoge lo que siembra.

Pero tu pareces desilusionado. En concreto parece que a cambio de un poco de paz (felicidad) has renuncioado a tener ilusiones "sólo he tenido que recuperar el control sobre mis propias ilusiones".

Por supuesto ser feliz es lo primero, y ya se sabe que normalmente hay que buscar compromisos.

Mercurio dijo ...

Muy facil. Cuando te levantas por la mañana como te sientes. Si la respuesta es que mejor que antes estas haciendo lo correcto.
Es una pena tener que abandonar "psicologicamente" tu empresa, pero cuando se empeñan en demostrarte que no es sino mas que su empresa la decision es clara, hacer por lo que te pagan que al fin y al cabo es el acuerdo y hacerlo lo mejor posible. A partir de ahi los imposibles que se los pidan a quien corresponda

Anónimo dijo ...

Estoy viviendo una situación similar en mi empresa, aunque no en mi caso es por falta de transparencia. Me explico, en mi empresa la estrategia es todavia considerado como algo confidencial y por lo tanto solo es conocida por un circulo muy reducido de gente. El resto nos dedicamos a verlas venir y asi claro esta no hay manera de alinear tus objetivos con los de la empresa.

Telémaco dijo ...

Gracias sonybabe si me lo permites te plagio un trozo de tu último post: "Es de agradecer las manos que se muestran amigas y que sin ser explícitas me acompañan a tomar decisiones que debería haber tomado hace mucho tiempo". Aunque en mi caso soy afortunado y las manos amigas incluso se hacen explicitas.

guerrero muy apropiado. Gracias. ¿Como no habías avisado antes de que escribías un blog con tanta sabiduría?. Ya te he metido en mi blogroll.

Andrés y Julen vosotros me habeís llevado de la mano. Me habeís enseñado el secreto para tomar el control de mis ilusiones. Soy yo el que os está muy agradecido.

Por.libre de verdad que no es pesimista. Simplemente he cogido un desvio, hasta ahora adoptaba las metas de la empresa como metas propias, pero a la empresa parece que ha dejado de interesarle este compromiso.

Hasta hace poco me consideraban una buena inversión, un activo, un valor de futuro. Y yo por mi parte consideraba la empresa de la misma manera.

Un día me desperté y sin ningún tipo de explicación de por medio, me di cuenta de que ahora me consideran un gasto operativo, un pasivo, una carga necesaria pero no deseada.

¡Vale!, pues me parece que lo lógico es que yo considere a la empresa de la misma manera ¿no?.

Los compromisos los buscaré fuera de la empresa, a nivel compromiso nuestros caminos se separan, trabajar allí, a partir de ahora sólo será un mal necesario a falta de encontrar algo más estimulante.

mercurio lo has clavado. Has expresado lo que siento perfectamente. (La respuesta es que efectivamente me siento mucho mejor que antes).

usuario anónimo también en la que yo trabajo hay una falta absoluta de transparencia, lo de divulgar la misión y la visión son "teorías" de "gurús" (ambos términos dichos peyorativamente). Prefieren seguir aquellos anticuados principios de "La información es poder" y "que tu mano izquierda no se entere de lo que hace la derecha" y como tú dices: ¡Así no hay manera!.

Pilix Forever dijo ...

La empresa me importa mientras estoy en horario laboral. En el momento en que plego y ficho, solo me importa llegar a casa y vivir mi vida.
Yo lo tengo muy claro, mi jefe no lo sé. Y de remordimientos y sentimientos de culpa: 0%.

kassandra dijo ...

Como animales que somos, la mejor forma de manejarnos son las emociones, es algo que la filosofía oriental tiene claro hace mucho, por eso han inventado muchos caminos para desacerse de ellas... tu has elegido uno de ellos para tratar con tu empresa. Año nuevo, ruta nueva...

CARMEN_R_PURAS dijo ...

Es curioso, pero tu post en vez de provocarme alegría como veo que ha hecho por el resto de comentarios, me ha provocado tristeza.

La verdad es que el trabajo nos ocupa muchas horas de nuestra vida, y hacer de este tiempo algo por lo que tienes que pasar sin más remedio sin ningun valor para tí es muy frustrante. Ya sé que hay muchas personas que lo afrontan como un mal que tienen que pasar para vivir, pero de todas formas no se puede considerar uno plenamente feliz si llega a esta situación, por mucho que se quiera argumentar que sí.

Lo que está claro es que si no puedes resolverlo de otra forma, lo mejor es que no pueda contigo y centrarte en otras facetas más agradables de tu vida.

Por cierto, lo que apuntas en una respuesta a los comentarios del cambio de situación en tu empresa "sin ningún tipo de explicación por medio" parece muy raro. ¿Seguro que no puedes indagar algo más sobre qué ha pasado? A lo mejor no frontalmente con tus más allegados, porque me imagino que ya lo habrás hecho, sino con alguna fuente más lejana que pudiera aportarte alguna luz.

Dadas las circunstancias: HAS TOMADO UNA BUENA DECISIÓN.

Un beso

Joserra dijo ...

Lamentablemente tenías pocas opciones más. Lo has estado intentado durante un tiempo y has visto que no servía para nada. Peor para el "equipo directivo". Tú a disfrutar de la liberación que acabas de sufrir.

El Informático Impasible dijo ...

Telémaco, afortunada o desgraciadamente, los españolitos estamos educados en ese fastuoso lema de: "trabaja para vivir y no vivas para trabajar".
A la que te salten las dudas, piensa (como hago Yo a veces) en lo agradable que es ver la sonrisa de un niño de guardería, en lo bonito que es el cielo en una mañana despejada (ahora que vuelvo a coger el cercanías, "vuelvo" a...), en lo agradable que es sentir la luz y el calor del sol de la mañana...
El problema de todo eso es que, acostumbrados, hay que seguir sosteniendo el nivel de vida, y eso se hace con ingresos mensuales que, desgraciadamente, aparecen por arte de magia tras ir un mesecito a currar. Y de eso no nos libramos nadie.
Claro que este viernes hay Eurobote...

El Informático Impasible dijo ...

Por cierto, eso de Andres de "la luz al final del tunel" me ha gustado, pero... ¿Quién la enciende? ¿Cuánto va a durar? ¿Qué pasa con quienes me estan ayudando ahora, les abandono? Ejem, debería profundizar más en esto...

Lula Towanda dijo ...

Has llegado a la misma conclusión que muchos. Bienvenido a la resistencia.

archinet dijo ...

Ante todo, lo primero, son las metas de uno mismo. En mi caso, es un "tú me das, yo te doy". Me imagina que a casi todos os sonará esta frase, la utilizan todos los jefes (traducido significa, tú trabajas como un cabrón y no me cobras las horas extra y yo te quito un par de días de vacaciones y te pago lo mínimo).

Bien, en mi caso es. Si la empresa no me valora (económicamente o con beneficios equivalentes), yo no valoro la empresa por lo que trabajo por debajo de mi rendimiento y me reservo mis grandes proyectos para mi propia empresa (si es que los hay que no nacemos para ser asalariados).

Objetivo en la vida: fundar una empresa de software exitosa que demuestre que los beneficios son compatibles con los empleados contentos, bien pagados y con horarios decentes.

Y os animo a intentar idéntica solución (es la única manera, visto lo visto).

Galufante dijo ...

Culpable de qué? No te entiendo...
La experiencia me dice que los equipos directivos, o algunos por lo menos, desean que la relación empleador-empleado se circunscriba única y exclusivamente a lo relacionado con el entorno laboral...Alguna que otra vez mis oídos han tenido que escuchar esa retahila que acabas de poner: No es nuestro problema y por tanto debemos mantenernos al margen...Lo chocante del asunto es que esos mismos gestores, pésimos por cierto, soliciten una pizca de eso tan cacareado de la proactividad en un sólo sentido...
Si eso es lo que desean, se les dará...una prestación laboral acorde a la formación y a las funciones asignadas por contrato...Nada más...
La proactividad la reservo para el resto de mi vida y para lo que realmente la merece...

Agur.

Telémaco dijo ...

pilix me alegro de volver a verte por aquí. A veces es díficil hacer dos apartados tan estancos, pero habrá que aprender a hacerlo.

kassandra efectivamente. Ya los filósofos griegos más antiguos hablaban de la Ataraxia para alcanzar la felicidad. Y aunque algo de esto seguro que también habrá, no es exactamente lo mismo. Porque soy un ser emocional, y no estoy por la labor de disminuir la intensidad de mis pasiones y deseos, más bien al contrario.
Pero hasta ahora los mantenía ligados a los de la empresa y ahora los buscaré por otros caminos más propicios.

Carmen comprendo lo que dices, porque es exactamente lo que yo pensaba hasta hace unos días.

Pero muchas veces no tiene sentido resisitirse a que las cosas han cambiado, hay que adaptarse continuamente. Hubiese preferido no haber llegado a esta situación todavía pero ha ocurrido.

En cuanto a las causas, nadie me ha comunicado nada, pero pienso que no tiene sentido buscarlas, sería un poco paranoico. Además a mi no me parece nada raro, porque he visto remojar las barbas de mis vecinos decenas de veces, alguna vez me tocaba a mi. Te usan y cuando no te quieren usar más te tiran, te sacrifican (o se olvidan de tí en una esquina).

En las partidas de ajedrez la única pieza que importa es el rey. Da igual ser peon, caballo o alfil, mientras no decidas tus propios movimientos estás vendido, sólo es cuestión de tiempo.

Pero Carmen, creeme, vuelvo a sonreir, vuelvo a tener ilusión, a lo mejor te parece paradójico pero es así.

joserra en tu último post hablabas de la diferencia entre "profesionales" y profesionales. Y yo te comentaba que era cuestión de la personalidad. Pues en dos días a mi se me han caido las comillas, una de dos: o estaba equivocado o he cambiado de personalidad.:O (¡que fuerte! ¿no?)

informático impasible ahora que lo comentas hace mucho que no cojo un tren. Voy a tener que hacerlo para confirmar si de verdad puedo ver la luz al final del túnel. ;).

Lula gracias, le has dado el toque romántico a la situación. Ahora me imagino contigo con una de esas gorras francesas, haciendo cocteles molotov en una granja, iluminados sólo por el resplandor de la hoguera. ¡Que guay!.

archi me parece que estamos todos en una tesitura muy parecida. Esto empieza a ser coyuntural.

galufante sólo preguntaba vuestra opinión, la verdad es que no me siento culpable. Esos gestores de los que hablas están podridos de soberbia, entienden las relaciones laborales como una lucha (y no precisamente entre iguales). Tienen poder y lo ejercen, precisamente para sentirse poderosos. Cuando luego el equipo no funciona y la empresa no consigue buenos resultados, no importa: le echaran la culpa al mercado, a los proveedores o a la crísis del petroleo.

Jaizki dijo ...

Telémaco, encuentro tu decisón lógica pero ¿estás seguro de que vas a estar satisfecho con ella?. Al fin y al cabo, el trabajo es el lugar en el que pasamos más tiempo después de la cama, ¿llevarás bien seguir sin proactividad en un sitio en el que no te valoran?

Por otro lado, me parece una decisión arriegada a medio plazo. Si te estancas en la empresa y dejas pasar el tiempo ¿qué pasará el día que la empresa decida un recorte de personal y te meta en el lote?

Creo que sería una buena idea que dedicases tiempo a mejorar tu marca propia y a ir planificando el salto a otro lugar que te llene personal y profesionalmente. Igual es lo que tienes en mente, pero tu post no me lo ha dejado claro.

Como comenté en mi blog a raíz de un artículo de Andrés, creo que actuar como si fueses tu propia empresa es la apuesta más segura en el mercado laboral.

Discúlpame si soy excesivamente pragmático.

Telémaco dijo ...

jaizky no, no estoy seguro. Pero de momento estoy mucho mejor, en el futuro si hay que volver a cambiar pues se cambiará.

Si que tengo en mente dar el salto y buscar mejores pastos, de hecho he movido todos los hilos que se me han ocurrido. La verdad es que está complicado por el lugar en el que vivo. Hoy en día esto no debería importar, pero todavía importa.

Claro que también podría cambiar el lugar en que vivo, aquello de la flexibilidad y la movilidad geográfica que tanto piden las empresas, pero como que no ando sólo por este mundo pues no me interesa ese camino.

Mientras llegan mejores tiempos, viviré el presente e intentaré vivir feliz.

Jaizki dijo ...

Te deseo lo mejor.

¡Mucha suerte!

oscarm dijo ...

Hola Telémaco,

lo cierto es que me siento alegre y triste por igual. Es cierto que te liberas, pero, como comenta Carmen, a costa de un precio muy alto.

Sin embargo, ¡qué narices!, a vivir que son dos días, y se acerca la hora de cenar del primero...

Telémaco dijo ...

jaizki ¡que de buena gente anda por la blogosfera!. Gracias.

oscar gracias por tu preocupación. Me encanta tu coletilla de "..y se acerca a hora de cenar del primero".

Yo estos días andaba largando algo parecido con "un día te das cuenta de que te queda menos espacio por delante que el que te queda por detrás y entonces te cambia la perspectiva".

No os preocupeis, de verdad, a veces es necesario dar un paso atrás para coger carrerilla. Estoy seguro que es lo que va a pasar (se lo pedí a los reyes magos...).

El Informático Impasible dijo ...

Telémaco: uno, a fuer de vivir la vida, se hace experto en este tipo de cosas. Al tiempo te das cuenta de que eres un mero "profesional", esto es, alguien que cobra por un trabajo. Y punto. Lo de la fidelidad a la empresa hace ya tiempo que pasó de moda. Y si un empleado no es fiel a la empresa, ¿cómo va a serlo a los clientes?
Así que, con todo, te planteas otras metas, otros objetivos, aparecen nuevas alternativas, disfrutas con otras cosas, etc... Intenta no dar un paso atrás para coger carrerilla por que sí, sino para tener perspectiva. A veces más importante que ese dicho que sustentas es aquel otro del "árbol que no deja ver el bosque"...
Este... Yo, a veces, me ayudo de un copazo de Brugal Extra Viejo. No es que importe mucho, pero acompaña. ;)

Telémaco dijo ...

Eso es lo malo de la historia, que al final la ruptura de los contratos psicológicos (que comenta Andrés), al final lo acabamos pagando todos cuando volvemos a casa y asumimos el papel de clientes.

Esta situación que se está creando es profundamente inestable, sólo nos queda tener la esperanza de que el lugar al que nos dirijimos sea mejor que el que abandonamos.

Mientras en la medida de nuestras posibilidades intentaremos influir para que así sea, individualmente no tenemos la más mínima posibilidad pero si nos unimos cambiar el mundo estaría en nuestras manos.

Galufante dijo ...

Falsas esperanzas, me temo amigo Telémaco...Claro que la esperanza es lo último que se pierde y lo primero que se olvida...

Agur.

jemarba dijo ...

Telémaco, gracias, no es sabiduría, es experiencia, yoy para abuelo (potencial y generacionalmente). Ya hemos tenido algún contacto a través de http://www.lacoctelera.com/jemarba y espero que también lo tengamos en el futuro http://primodomingoortega.blogspot.com

vorjales dijo ...

Sin duda ha sido la mejor decisión a corto plazo Telémaco; cualquier objetivo que nos planteemos, ya sea en lo personal o en lo profesional requiere adaptación y tú te has adaptado.

¿Y a más largo plazo? Pues eso ya es más complicado y no creo que debamos responder sin conocer todo el contexto, que todo influye. Si ya tienes una experiencia y no estás sólo, seguramente hay otros muchos factores más importantes que el trabajo. Cuanto más tiempo pasa la felicidad dentro de lo profesional pierde peso dentro de la fórmula de la felicidad global que con el tiempo puede volver feliz a lo profesional donde no lo era.....vaya, me he enrollado como una persiana, no? Resumiendo: estás en el camino correcto...

Telémaco dijo ...

galufante en realidad da igual que sean falsas esperanzas si cumplen su función.
¿no te parece?

guerrero !nos leeremos!

vorjales gracias. También pienso que en el global lo vida laboral va perdiendo peso según pasa el tiempo. Entre otras cosas porque hoy en día está dificil conseguir felicidad por ese camino, así que hay que buscarse otros.