lunes, noviembre 21, 2005

La hormiga

He recibido por correo de un lector de este blog la siguiente historia:

Todos los días, muy temprano llegaba a su empresa la hormiga productiva y feliz. Allí pasaba sus días, trabajando y tarareando una antigua canción de amor.

Ella era productiva y feliz, pero ¡ay!, no era supervisada.

El abejorro Gerente General consideró que ello no era posible, así que se creo el puesto de Supervisor, para el cual contrataron a un escarabajo con mucha experiencia en JIT, Poka Yoke & Kan Ban. La primera preocupación del escarabajo Supervisor fue organizar la hora de llegada y de salida y también preparó hermosos informes.

Pronto fue necesario contar con una Secretaria para que ayudara a preparar los informes, así que contrataron una arañita muy hábil en PFMEAs que organizó los archivos y se encargó del teléfono.

Mientras tanto la hormiga productiva y feliz trabajaba y trabajaba.

El abejorro Gerente estaba encantado con los informes del escarabajo Supervisor, así que pidió cuadros comparativos y gráficos, indicadores de gestión y análisis de tendencias. Entonces fue necesario contratar un gorgojo especialista en ISO 9000, SPC y GDT para el Supervisor y fue indispensable una nueva computadora con impresora a color.

Pronto la hormiga productiva y feliz dejó de tararear sus melodías y comenzó a quejarse de todo el papeleo que había que hacer ahora...

El abejorro Gerente, entonces, consideró que era momento de adoptar medidas. Así crearon el cargo de Gerente del área donde trabajaba la hormiga productiva y feliz. El cargo fue para una cigarra "Black Bell" que alfombró su oficina y se hizo adquirir un sillón especial.

El nuevo Gerente necesitó - claro está - una nueva computadora y - cuando se tiene más de una computadora - hay que tener una red local y por supuesto un Ingeniero de Sistemas, cargo que fue ocupado por un aguerrido Piojo egresado del Tec. de Monterrey, muy ducho en Windows NT, Linux, Oracle y UNIX.

Con tanta información, el nuevo Gerente pronto necesitó un Asistente (un grillo trilingüe con 5 años de experiencia en MRP que había sido su ayudante en la empresa anterior), para que le ayudara a preparar el plan estratégico y el presupuesto para el área donde trabajaba la hormiga productiva y feliz.

La hormiga ya no tarareaba sus viejas melodías y cada vez se le notaba más irascible. "Vamos a tener que contratar un estudio de clima laboral un día de estos" dijo la cigarra.

Pero un día el Gerente General, al revisar las cifras, se dio cuenta que la unidad de negocios (donde trabajaba la hormiga productiva y feliz), ya no era tan rentable como antes. Así que contrató al búho, prestigioso consultor de World Class Consulting Group, para que hiciera un diagnóstico.

El búho estuvo tres meses en la empresa y pronto emitió un sesudo informe: "Hay demasiada gente en este departamento...". Así el Gerente General siguió el Consejo del consultor y ... despidió a la hormiga productiva y feliz.

8 Comentarios:

El Informático Impasible dijo ...

Telémaco, sería interesante un estudio comparativo de sueldos, tomando como base el de la hormiga, así como un informe de evolución de la empresa SIN la hormiga.
Esto podría ser un interesante ejercicio para aquellos alumnos del Instituto de empresa y similares. ;)

archinetman dijo ...

Señoría, no hay más pregunta.

Real como la vida misma.

oscarm dijo ...

Creo que hay una propuesta diferente para el final. Un consultor no recomendaría el despido del 100% de las hormiguitas.

Un consultor de postín propondría una reducción de sueldo de la plantilla (vamos, la hormiga), que se redistribuirá entre el personal directivo (vamos, todos menos la hormiga) para elevarles la moral.

Asimismo, se organizará un plan moralizante para la totalidad de la plantilla (vamos, la hormiga). Este plan se arrancará con una reunión de todo el consejo directivo (vamos, todos menos la hormiga) en las Barbados, para que lo empiecen frescos y con energías.

Finalmente, se creará un nuevo departamento de Controlling destinado a medir la efectividad de las medidas adoptadas.

Esto le da tiempo a la consultora a gastarse el dinero facturado en cursos de formación para el buho, ya que no puede financiarse con publicidad. Al término del plan se reevalua la situación y se emite otro informe.

Si despedimos a la hormiga, ¿a quién le echamos la culpa cuando la moral no se eleve?

Anónimo dijo ...

Joer, es al hisotira de la Seat y demas fabricas de coches... :-)

Lula Towanda dijo ...

Hablando de hormigas y de la maldición de Sísifo:
mirar aquí
:-)

Telémaco dijo ...

informático impasible, muy buena la propuesta. Lo triste es que probablemente la empresa ganaría mucho más dinero vendiendo los terrenos en los que se asienta su fábrica, cobrando las subvenciones por proyectos de I+D+i que consisten básicamente en hacer todos esos informes y comprando en China o en Polonia los productos que hasta ahora fabricaba nuestra hormiga.

archinetman y usuario anónimo real y muy triste.

Oscar, tú si que sabes.

Lula efectivamente es una fotografía estupenda, que estuve pensando en fusilarle a Chousas, pero mejor acercarse a su blog a echarle un vistazo.

chousas dijo ...

Bonita Lasius ^^

Esta historia me suena y mucho...

Hombre, fusilarla no te dejo, pobrecilla... :P Pero no hubiese puesto ningún problema en que hubieses usado la foto ;)

Telémaco dijo ...

Chousas, gracias la próxima vez te pediré permiso y usaré tus fotografías.