lunes, noviembre 14, 2005

La rata

He sido atacado por una rata.

La verdad es que lo veía venir. Tarde o temprano tenía que suceder, porque en la empresa en que trabajo, hace tiempo que proliferan y que cada vez hay más.

Y esta rata me miraba de medio lado cada mañana al llegar al trabajo. Confieso que nunca he tenido ni idea de cómo tratar con ratas ni de defenderme de sus ataques. Yo cada día le daba los buenos días y me despedía con un “hasta mañana”, incluso creo recordar que hace unos meses una mañana me contestó con una especie de gruñido.

El ataque ha sido bastante virulento, me temo que voy a tardar en recuperarme.

Me gustaría ser positivo, pero en esta ocasión es difícil. Lo único positivo que se me ocurre es que seguramente la rata habrá dejado de considerarme un objetivo y me dejará en paz.

¡Ah! además ya no tendré que darle los buenos días cada mañana.


technorati

13 Comentarios:

YO_MISMO dijo ...

¿Te está molestando?.
No tienes más que decirmelo y soluciono tu problema

archinetman dijo ...

El "mundo animal" es salvaje e imprevisible. Por si acaso, es mejor permanecer siempre alerta, con la escopeta cargada y atento a los sonidos de la jungla.

Pilix Forever dijo ...

No sé por qué me temo que es una de esas ratas sin rabo...

palabras errantes dijo ...

No hay animal en el mundo que nos llegue ni a los talones. Y qué lástima, no se han inventado vacunas para los que estamos en la escala "superior" de la zoología.


Beso!!!

Anónimo dijo ...

En estos casos mi gran duda es ¿cómo ven a esa rata desde arriba? Si alguien debería temblar ante una rata trepadora es el que se queda por encima. Está claro que es cuestión de tiempo que un individuo de esa calaña repita sus acciones. De forma que ¿tan difícil es detectar estos comportamientos cuando se está arriba?

Telémaco dijo ...

Yo_mismo, gracias por tu ofrecimiento. Ahora ya no me molesta, me ha dejado en paz, seguramente porque me considera derrotado. Pero ha cometido el error de dejarme con vida y "arrieros somos y en el camino nos encontraremos".

archi los sonidos de la jungla hace tiempo que indicaban lo que iba a pasar. Pero no supe defenderme, las ratas son muy inteligentes y juegan con la ventaja de que no respetan las reglas del juego y siempre juegan sucio.

Pilix Creo que rabo si que debe tener.. pequeñito eso si.

Palabras errantes, que razón tienes. Si existiese una vacuna este mundo sería un mejor mundo.

Telémaco dijo ...

anónimo, efectivamente. De hecho justo al día siguiente de soltarme fue directo a por nuevas presas: sus nuevos compañeros y su nuevo jefe.
¡Temblad directores!, las ratas nunca paran hasta llegar a su objetivo.

Gonzalo G. Cotorruelo dijo ...

A las ratas mata-ratas... en forma de comidita ;-)

Invítale/a a que se acerque otra vez a por ti y usa el truco del agujero tapado para que se dé un leñazo.

Anónimo dijo ...

Si hay algo que siempre se cumple es que 'cada uno recoge lo que siembra' y hablando del reino animal, 'a cada cerdo le llega su San Martín'. Con lo que al final preocuparse en exceso por como responder a estos especímenes es comerse la cabeza innecesariamente. Su final está escrito, acabará degollado desagrándose como todo gorrino. La única incógnita es ¿como? y ¿cuando?. Yo haría una porra con los compañeros, crucecita en la lista de 'no te quiero ver ni en pintura', y carpetazo.

Lula Towanda dijo ...

Siempre que me topo con ratas o me cuentan experiencias sobre ellas, siempre digo que lo que les pasa es que no tienen una vida sexual plena ( de forma más cruda se puede decir que el que no j. da por c.).

Telémaco dijo ...

Gonzalo, gracias por el consejo. Pero no sé si picaría porque es una rata muy inteligente. Casí que voy a hacer lo que dice el usuario anonimo,una porra con los compañeros y olvidarme de la misma.

Lula, ¡Va a ser que si!. Te copio la frase, ¡Muy buena!

Silvia Porras dijo ...

Saludos nuevamente y por favor lee este articulo:
http://www.acosomoral.org/indexmobbing.htm

Telémaco dijo ...

Silvia, muchas gracias por el articulo.

Lo malo es que también las ratas conocen estos articulos y los usan como manual de instrucciones para sus ataques.