viernes, septiembre 09, 2005

La lista negra


El lunes pasado en "Otro día trabajando" un blogger denunciaba que la empresa para la que trabaja, estaba pisoteando sus derechos. Y en los comentarios añadía:

"Si las empresas tienen listas negras, por qué no vamos a pagarles con la misma moneda."

Por lo que he observado, se ha puesto manos a la obra y ha creado un nuevo blog:


Me parece una curiosa e interesante iniciativa. Podría ser un servicio público muy útil para los que buscan trabajo.

Después de todo, si Internet está haciendose tambalear el derecho a la privacidad de los individuos, vease Dog-shit-girl o Exhibionistas y móviles con camara, ¿porque razón se iban a librar las empresas?

Espero que pronto no se vea obligado a cambiar el nombre del nuevo blog a “El muro de las lamentaciones”.

5 Comentarios:

kopiator dijo ...

Esto de la lista negra es algo que yo había estado pensando, pero se me ocurren un par de problemillas:

- Alguna empresa se podría sentir ofendida e intentar sabotearla. Al fin y al cabo, sus directivos se entretiene saliendo en la prensa cada dos por tres diciendo los guays que son, y no van a permitir que una web les tache de mentirosos así como así.
- La lista puede crecer hasta el infinito. Cualquiera que lleve cierto tiempo en su empresa ya tiene asumido que son unos negreros y unos explotadores. Es así, pasa con la mayoría de empresas españolas.

Creo que sería más eficiente hacer una "lista blanca" de empresas que de verdar merecen la pena. Seguro que acabamos antes.

:)

Telémaco dijo ...

¿Cómo evitar que los mismos directivos ,de los que hablas al principio, introduzan su empresa en la lista blanca?.

Lula Towanda dijo ...

No creo que haya mirlos blancos empresariales, no por la maldad de las empresas, sino por la perversidad del sistema que las engloba. Hoy día la empresa está orientada al malecificio para obtener beneficios y sobrevivir.

YO_MISMO dijo ...

No pretendo erigirme en defensor de nada, sino simplemente dar cabida a las opiniones de los afectados o agraciados, según el caso.

Al fin y al cabo cada uno tiene el criterio suficiente para "entender" las historias que se posteen

Natanael.at.work@gmail.com dijo ...

Esto es difícil. Casi todas las empresas del sector gastan cantidades ingentes en hacerse publicidad de una u otra manera, y como decía un amiguete hace poco, tenemos poco control. Pongamos un ejemplo: los taxistas. Si los taxistas se declaran en huelga, se lía una buena, y eso que no hablamos de un gremio tan imprescindible - puede que me equivoque, según para quien - como los limpiadores,los empleados de Metro en Madrid, etc.
¿Qué sucede si se ponen en huelga los consultores? ¿Qué se retrasa un servicio en la página web de un banco? ¿Qué los sustituyen a todos por otros dos mil que no son capaces de ver que en la unión nace la fuerza? (Buen tema para un post, lo pensaré)
Vuelvo a mi tema favorito: la justicia ha de ser cosa de todos. Si no asumimos que el egoismo sólo ayuda a unos pocos, que es cuestión de probabilidad, estaremos siempre haciendo el mismo papelón.